Noentiendonijota

No entiendo ni jota, yo no sé, yo conozco poco, yo apenas veo, yo veo, solamente, a veces.

Yes, it’s all false love and affection, you don’t like me you just want the attention.

El autor de esta obra es anónimo. Este proyecto lo empezó en 2009 con la intención de crearse una cuenta de Facebook en la que fuera libre de sus familiares y colegas, es decir, una cuenta anónima. Es por este motivo que creó un avatar con su dedo.

Al artista se le conoce como “Il Dito”, que en italiano significa “el dedo”. En realidad su apodo completo es Dito Von Tease, inspirado de Dita Von Teese, famoso icono de lo burlesco.

Los personajes que retrata a través de un dedo son aquellos que el autor toma de las noticias, de los acontecimientos históricos, de las artes, de la política, etc.

Cada retrato está trabajado entre 8 y 16 horas, desde que hace la fotografía hasta que la retoca con el Photoshop y recrea cualquier escenario.

La persona más influyente con la que hablarás todo el día eres tú mismo. Ten cuidado entonces acerca de lo que te dices.
Zig Ziglar

Este es el muy interesante vídeo del tema My Number incluido en Holy Fire el tercer elepé de estudio de la banda británica Foals editado el 11 de febrero de 2013. El vídeo lo ha dirigido Us,

Esta imagen del instrumento Wide Field Imager, instalado en el telescopio MPG/ESO de 2,2 metros (ubicado en el Observatorio La Silla de ESO, en Chile), muestra al brillante cúmulo estelar NGC 6520 y a su vecina, Barnard 86, la extraña nube oscura en forma de lagartija. Esta pareja cósmica se muestra sobre un fondo de millones de estrellas brillantes en la parte más refulgente de la Vía Láctea, una región tan densa que es difícil ver zonas de cielo oscuro a lo largo de la imagen.

Los caballeros suelen hablar de la era de la caballería, pero no de los patanes, furtivos y rateros que militaban en sus filas y, sin embargo de estos instrumentos, los grandes reyes y guerreros se han valido para perpetrar sus matanzas en el mundo.
Como me quedaba el reloj de pulsera, vi que eran las once de la noche. Rodeé con mi brazo la cintura de Irene (yo creo que ela estaba llorando) y salimos así a la calle. Antes de alejarnos tuve lástima, cerré bien la puerta de entrada y tiré la llave a la alcantarilla. No fuese que algún pobre diablo se le ocurriera robar y se metiera en la casa, a esa hora y con la casa tomada
Casa tomada - Julio Cortázar
A la hora de la verdad, el lector, sépalo o no, lo que busca en la maraña negra de las letras impresas no es divagación y pasatiempo, sino compañia; remedio a su soledad, a la imperfección de sus convivencias habituales
F. García Pavón